Le Monde diplomatique ÍndicesBúsquedaEste cdAyuda  
Home

Reseñas de libros

Breve historia de la literatura argentina

De Martín Prieto

Editorial:
Taurus
Cantidad de páginas:
552
Lugar de publicación:
Buenos Aires
Fecha de publicación:
Marzo de 2006
Precio:
45 pesos
“Un texto verdaderamente nuevo no sólo condiciona la literatura que se escribe y se lee después de su publicación, sino que obliga a reconsiderar la tradición y a reordenar el pasado.” De resonancia resueltamente borgiana, estas consideraciones que presiden la obra de Martín Prieto llevan a emprender la lectura bajo su impronta.
Y si la de breve es la cualidad que acompaña a esta historia, ya desde el título, habría que añadir que ella es indisociable del estilo ágil y conciso con el que el texto se construye; en él, la información se va enhebrando a partir del cimiento de una erudición que no se exhibe y que, además, nunca es instrumentada a favor de una supuesta neutralidad. Al contrario, es soporte de la selectividad de la mirada, aludida en los preliminares de la obra.
Los diecisiete capítulos que la organizan van desde el menos uno –“prehistoria” de la literatura argentina– hasta el quince –que focaliza obras de las tres últimas décadas del siglo XX–. El autor, profesor de Literatura Argentina II de la Universidad de Rosario, su ciudad natal, expone en la introducción los criterios que ha asumido para concretar su proyecto: se trata de hacer confluir “dos perspectivas”, una de las cuales “(resulta) de privilegiar la irrupción de los textos que suponen un cambio en la escritura y la lectura de una época”, mientras que la otra considera el hecho de que “ese cambio esté acompañado por una productividad hacia delante y hacia atrás en el tiempo”. Perspectivas que, al recorrer la obra, el lector puede reconocer como ejes que la constituyen.
Finalmente, dos gestos destacables en esta publicación: por un lado, la asidua alusión a textos críticos –anunciada ya en el temario de cada capítulo–, que actualiza la concepción de Hans R. Jauss de que leer un texto es al mismo tiempo hacerse cargo de las lecturas a que ha dado lugar; por otro, las numerosas citas textuales de las obras elegidas para hacer historia. La irrupción de esas citas promueve que el discurso se arme en buena parte como un mosaico de acentos cuya diversidad remite a confrontaciones, parentescos y rupturas que permiten acceder a un perfil viviente de la literatura en tanto objeto de la historia. 
Autor/es de esta reseña Marta Vassallo
Publicado en Edición Cono Sur
Número de ediciónNúmero 83 - Mayo 2006
Temas Relaciones internacionales