Le Monde diplomatique ÍndicesBúsquedaEste cdAyuda  
Home

Reseñas de libros

La piel de la cultura. Investigando la nueva realidad electrónica

De Derrick de Kerckhove

Editorial:
Editorial Gedisa
Cantidad de páginas:
254
Lugar de publicación:
Barcelona
Fecha de publicación:
Enero de 1999

El profesor canadiense Derrick de Kerckhove irradia un optimismo discutible. Al situarse en el epicentro del geométrico avance de las nuevas tecnologías (informática y telecomunicaciones) elige una posición estratégica desde la que retoma y aggiorna las tesis de su maestro Marshall Mc Luhan. Así, la paradigmática frase –"el medio es el mensaje"- da paso a una nueva disciplina: la tecnopsicología. Su idea es que las nuevas tecnologías se están arraigando tan profundamente en nuestra condición sensorial que estarían dando paso nada menos que a "un nuevo hombre". Con la tecnología como proveedora de extensiones físicas, el cuerpo y la mente trascenderían sus propios límites e incluso -con la conquista del espacio- la mismísima "aldea global" descrita por Mc Luhan.

Según el especialista francés Joel de Rosnay (L´homme symbiotique, Le Seuil, París, 1995) las redes tecnológicas están generando una mente colectiva cuyas posibilidades superan la suma de inteligencias que la componen. Internet -que progresivamente irá reemplazando a la televisión- es el prototipo de lo que vendrá. El ser humano ya no actúa y razona según un "punto de vista" sino a partir de "un punto de ser". La cibercultura, dice el autor, es el producto de la masa por la velocidad. Quienes participan de ella tienen un acceso instantáneo a la información y a los servicios en tiempo real.

A pesar de que Kerckhove se reitera, la obra -que tiene algunos errores de edición- vale la pena en cuanto ilustra un momento bisagra de la historia de la humanidad. Ante la afirmación de que "un mundo asistido por ordenadores es forzosamente más inteligente que nosotros" cabe preguntarse si ese parámetro de inteligencia superior será compatible con el de mayor justicia. Por ahora , el avance de las tecnologías no ha arrojado, entre sus efectos positivos, la instauración de cierta axiología. Al contrario, el balance, como reconoce el mismo de Kerckhove, es que "después de haber sido durante décadas rehenes del complejo industrial militar ahora (…) estamos amenazados por una nueva clase de secuestro de la política del cuerpo, el del complejo médico industrial".

Quizás sea prudente cierta paciencia ya que como explica el autor, por ahora "somos los habitantes primitivos de una nueva cultura global". Como tantas otras veces en la historia, la deuda que no se salda es el "mientras tanto". En este sentido vale una de las primeras frases de este libro: "la mejor y más útil tecnología del mundo no puede imponerse por sí misma a un público que no está preparado". Mucha es la tarea pendiente para que además de electrónica esta nueva era sea efectivamente más democrática y equitativa.

Autor/es de esta reseña Carol Abousleiman
Publicado en Edición Cono Sur
Número de ediciónNúmero 4 - Octubre 1999
Temas Internet, Tecnologías, Desarrollo, Mundialización (Economía)